#7532b8 #520096

viernes, 29 de abril de 2016

ENTREVISTA | ALEJANDRO BARRERO SANTIAGO



¡Muy buenas mis pelorricens!

Parece que se está convirtiendo en una costumbre traeros una entrevista literaria los viernes, espero que os guste porque esta entrevista la he disfrutado muchísimo, al igual que leer el libro del autor. Esta vez os traigo al escritor de "Viaje a Nadsgar. Con el Diablo no se juega", Alejandro Barrero Santiago, un escritor que me ha conquistado por su forma de escribir e imaginar, y espero leer sus demás historias muy pronto. Como siempre, si queréis leer la reseña que hice de su libro, click aquíY nada más, espero que os guste tanto como a mí.

¡COMENZAMOS!

1. ¿Qué te impulsó a escribir?

Desde la más tierna infancia (quizás, unos ocho años) me encantaba responder "escritor" la famosa pregunta de "¿y tú qué quieres ser de mayor?". Sin embargo, mis familiares ya se encargaron de cortar por lo sano desde aquel mismo año "¿Escritor? Sí, hombre. ¡Pa morirte de hambre!".

No fue hasta tiempo después, con doce años, cuando el gusanillo de la escritura volvió a mí. Yo ya había ganado algún que otro premio de poesía escolar y me encantaba leer y escribir, ¿por qué no? Siempre había soñado con escribir el libro que a mí me hubiera gustado leer. Obviamente, aquel primer intento fue una chapuza (propia de un niño de doce años) y nuevamente volví a sepultar mis escritos durante largo tiempo.

Supongo que es triste tener que admitir algo así, pero no fue hasta los diecisiete cuando realmente me puse en serio. Y digo triste por el motivo que me llevó a dar el paso: mi primo mayor, Cristian, murió atropellado tres días después de mi cumpleaños. Precisamente, aquella misma semana había encontrado mis viejos escritos y las ideas se me habían antojado bastante buenas. Sin embargo, no me había atrevido a continuar algo que, de seguro, iba a ser una pérdida de tiempo. Fue después de la muerte de Cristian cuando, por desgracia, comencé a conocerle mejor a través de relatos y anécdotas de mis familiares. Descubrí que a él le encantaba leer y, no sólo eso, sino que su género preferido era el mismo que el mío: la fantasía épica.

Fue entonces cuando realmente decidí comenzar con todo esto. Escribí el libro que a mí me hubiera gustado leer... y el libro que me hubiera gustado que Cristian hubiera podido leer.

2. ¿Cuáles crees que serían los ingredientes adecuados para escribir una buena historia?

¡Intriga! Es lo que nos hace avanzar. Una buena trama es lo más importante para que el lector disfrute de la lectura.

También hay que tener presente que cada libro es una pequeña senda y que en un camino no sólo el sendero es importante, sino también esos compañeros de viaje a los que nos gusta llamar simplemente «personajes». Con ellos se ríe, se llora, se siente y se vive. Creo que si un libro tiene buenos personajes da igual que la trama sea sencilla y da igual que el camino —es decir, el mundo o escenario en el que se desarrolla el libro— no sea especialmente atractivo. Dale a un libro buenos personajes y esos se quedarán en el corazón del lector.

3. En tu novela "Viaje a Nadsgar. Con el Diablo no se juega", ¿Hay algún personaje que esté inspirado en ti o en personas de tu entorno?

Está claro que todos los personajes de Viaje a Nadsgar son hijos míos así que inevitablemente todos y cada uno de ellos lleva algo de mí, incluso Untric, el enano.

Posiblemente Árator sea el personaje que más se asemeja a mí, ya que maduró y creció conmigo mientras escribía la novela. También es debido a que al ser un libro escrito en primera persona muchas de mis reacciones y pensamientos se plasman en él.

Sin embargo, trato de que ningún personaje se parezca a nadie de mi entorno. Nunca me he inspirado en nadie conocido para crear un personaje. Soy de la opinión de que en el momento en el que un personaje es real tú dejas de controlar al personaje y el personaje empieza a controlarte a ti.

4. ¿Tienes ideas en mente sobre próximas historias, aparte de La trilogía de "Viaje a Nadsgar" y tu novela erótica "Te querré toda la vida"?

Como ya se dice en la pregunta, por descontado que mi proyecto principal ahora mismo es Viaje a Nadsgar III: La lágrima perdida. Pero es un peso muy grande sobre mis hombros. Al ser la última parte de una trilogía tengo que lograr superar a las dos entregas anteriores y dejar satisfechos a los lectores.

Aparte de VAN III tengo otra novela en mente, que ya tiene nombre: Sólo si bailas conmigo. Aunque en un principio iba a ser otra novela erótica y la comencé a escribir animado por toda la gente que me pedía una segunda parte de Te querré toda la vida —algo imposible en vista del final de la novela—, la idea se fue deformando hasta que decidí hacer de esta nueva novela un libro que se pudiera incluso leer en un instituto como lectura recomendada, es decir, sin escenas picantes.

5. Aparte de escribir, ¿qué sueles hacer?

Por supuesto, me encanta salir con mis amigos, pasear con mi perro y hacer vida como una persona normal. Hay quienes siguen pensando que los escritores somos bichos raros bohemios y asociales. Soy una persona normalísimamente normal.

Aparte de escribir, me gusta hacer deporte. Empecé a hacer judo con seis años y ahora, con veintidós, soy cinturón negro segundo DAN. También me encanta tocar la guitarra y componer canciones; tengo en casa todo un arsenal de instrumentos de cuerda: dos guitarras eléctricas, una española, una acústica, un ukelele y un guitalele. Otra de mis aficiones es mi profesión —qué suerte—, la enseñanza. Me encanta educar y trabajar con niños.

6. Define a Alejandro Barrero Santiago en 3 palabras.

Propuesta difícil. La verdad creo que no sé qué tres palabras coger. Quizás cogería en primer lugar «ingenio». Y digo «ingenio» y no «ingenioso» porque no significa necesariamente que yo lo sea —que lo intento— sino que es una cualidad que aprecio y valoro mucho en las personas. Quizás en esta palabra se vean implícitas la «creatividad»el «humor».

«Música». ¿Qué seríamos sin música? La música es un vehículo de expresión y sirve para expresar nuestros sentimientos mediante tres vertientes: la danza, el canto y la instrumentalización. Creo que la música es una de mis tres palabras porque, como dije en la pregunta anterior, me encanta componer canciones.

Y quizás la última palabra sería «fantasía». Al fin y al cabo he escrito dos libros enteros sobre eso. Pero entendiendo la fantasía como género literario y, al mismo tiempo, como esa fantástica cualidad que todos tenemos de pequeños y que los adultos nos van podando con los años.

Desde luego «ingenio», «música» y «fantasía» podrían describir a Alejandro Barrero Santiago a la perfección. Estoy seguro de que cualquiera de mis amigos que escuchara esas tres palabras pensaría en mí directamente.



Muchas gracias Alejandro por esta genial entrevista, me han encantado tus respuestas, y estoy segura de que a los pelorricens también les ha gustado mucho, espero que sigas triunfando con tus historias.



¡Nos leemos en los comentarios!