#7532b8 #520096

viernes, 19 de enero de 2018

PELIS DE CINE | EL GRAN SHOWMAN



El gran showman cuenta la historia de Phineas T. Barnum, que tras ser despedido de su anterior trabajo como oficinista al terminar en la bancarrota, debe conseguir y rápido, un nuevo trabajo para mantener a su familia a flote. La infancia de nuestro protagonista no fue la mejor de todas, tuvo muchas carencias y malos momentos, por lo que su mayor deseo y propósito es brindarle a su esposa Charity y a sus hijas la vida que se merecen. Por tanto, y tras muchas ideas disparatadas en su cabeza, comienza a emprender el camino hacia un nuevo proyecto colosal un tanto arriesgado y grotesco en la época en la que se sitúa su historia, el siglo XIX, en Estados Unidos. Se tratará de la creación de un gran y asombroso espectáculo circense, y por lo que deberá llevar a cabo la búsqueda de personas peculiares, artistas únicos de todo tipo de formas que llamen la atención al público.

No será un camino fácil, puesto que estas personas freaks (personas con anormalidades físicas o habilidades poco comunes) no estarán muy convencidos de que darse a conocer en un espectáculo sea lo más correcto y seguro para ellos, ya que no tienen muy buena fama por ser como son físicamente. Pero Barnum no tirará la toalla y hará todo lo posible para trabajar con ellos, pero sobretodo, hacerles brillar con luz propia. Ya que cada persona, por muy diferente que sea de la sociedad en la que están, son únicas y hermosas. Finalmente, nuestro protagonista creará un gran show con un espectáculo único y sublime, y con unas personas extraordinarias que lo darán todo en el escenario con sus características especiales, pero sobretodo, cumplirán todos los sueños que creyeron que nunca se harían realidad.


Cuando supe sobre este musical y más su cercano estreno a últimos de año, no podía perder la oportunidad de ir a verla en la gran pantalla. Y cómo me alegro de haberlo hecho, ya que he disfrutado al máximo de esta gran obra maestra. Esta maravilla de película ha hecho que vuelva a despertar mi pasión infinita por los musicales. No tengo palabras para describir todo lo que me ha hecho sentir la trama, sus personajes, la puesta en escena, pero sobretodo, las canciones. Tanto es así, que llevo escuchando el Soundtrack en bucle todo el día, y no me canso ni me cansaré de hacerlo, porque la letra de las canciones tienen tantas reivindicaciones, tanta magia y sueños por cumplir, que despierta ese mismo deseo al espectador. De verdad, este musical merece mucho la pena de ver en el cine, ya que te transporta desde el primer momento a la historia. Os la recomiendo con los ojos cerrados.

La historia cuenta sobre la vida de Phineas T. Barnum, que tras su despido en su anterior trabajo, debe buscar una solución para mantener a su mujer Charity y a sus hijas, pero sobretodo darles la vida que se merecen. Por eso, y tras muchas ideas en la mente, llevará a cabo un proyecto poco común en la época en la que está, creando así un asombroso y único espectáculo circense. Lo más difícil será encontrar personas que quieran formar parte de su show. Finalmente y tras muchas insistencias por parte de nuestro protagonista, conseguirá reunir a un grupo de personas con anormalidades físicas o habilidades poco comunes, para que puedan brillar como ellos se merecen. La trama engancha desde el principio. Nos presenta a unos personajes reales y con mucha complejidad y evolución conforme va transcurriendo la historia, y que consiguen que el espectador se encariñe con cada uno. El desenlace me ha parecido asombroso. Si no le he puesto la máxima puntuación es porque no quería que se terminara nunca, se me hizo bastante corta, y eso pocas veces ocurre en mi caso.


Los personajes han estado deslumbrantes. Tenemos a nuestro protagonista Phineas. T. Barnum, interpretado por Hugh Jackman. No conocía la faceta musical del actor, ya que aún no he tenido la oportunidad de ver Los Miserables. Pero lo haré más pronto que tarde, ya que me ha sorprendido muy gratamente el papelón que ha hecho con su personaje. Se nota que le gusta moverse en el escenario, de interpretar y cantar sin ningún atisbo de miedo en su mirada, y por eso mismo me llevo muy buenas sensaciones de él. Luego está Charity Barnum, interpretada por Michelle Williams. No conocía a la actriz, pero tiene un timbre de voz tan angelical que me pasaría horas y horas escuchándola. Aunque no tiene tanto protagonismo como otros personajes, se hace notar cuando sale en escena.


También quiero hablaros de Anne Wheeler, interpretada por Zendaya. Esta actriz me sorprende mucho con cada nueva película que hace. Me encanta el papel que hace, lo bien que se mueve por los aires y a la hora de cantar. Me habría gustado saber más sobre el pasado de su personaje, pero me llevo un buen recuerdo de ella. Y por último, quiero hablaros de Phillip Carlyle, interpretado por Zac Efron. Cómo echaba de menos verlo en un nuevo musical. Por muchos años que pasen, Zac Efron está hecho para hacer musicales, y por eso me ha hecho tan feliz verle de nuevo en la gran pantalla. Se nota el cambio de voz conforme los años, pero le queda tan bien en las canciones que no puedo poner ninguna pega. Últimamente está teniendo papeles de niño rico, pero aún siendo el malo de la película, es increíble verlo interpretar.


En conclusión, El Gran Showman es un nuevo musical que lo tiene todo: una trama que atrapa desde el principio, personajes con un gran trasfondo y evolución, unas puestas en escena alucinantes y un soundtrack exquisito. Esta película lo tiene todo, si no le he dado la máxima puntuación es porque no quería que se terminara, que durara unas cuantas horas más. Por lo demás, es perfecta, con un montón de mensajes ocultos que reivindican la libertad y la posibilidad de cumplir sueños.







¿Qué os ha parecido este nuevo musical?
¿Os esperabais una historia de este estilo?


¡Nos leemos en los comentarios!