lunes, 23 de julio de 2018

RESEÑA | MARTINA EN TIERRA FIRME



"Posibles spoilers del libro anterior"

Martina en tierra firme finaliza la historia de nuestra protagonista Martina, que tras los últimos acontecimientos vividos con el famoso cocinero Pablo Ruiz han pasado por muchos altibajos. Digamos que se han ido a juntar las dos personas más distintas del universo, aunque experimentaron cosas extremadamente maravillosas juntos. El amor y la pasión fue arrolladora, pero también era aterrador para ambos, ya que no habían vivido una cosa así en sus vidas que les pusiera las patas arriba a todo su entorno. Tanto es así que se entregaron mutuamente hasta el punto de llegar a límites insospechados. En el caso de Pablo todo esto le ha sentado de la mejor manera posible, en cambio con Martina no fue el caso, ya que no suele expresar sus sentimientos a los cuatro vientos como los demás. Pero en el momento en el que nuestra protagonista empieza a abrirse a su nuevo amor, el mundo se viene abajo al haber descubierto que Pablo le ha mentido con la peor mentira y que acabará destruyendo lo bonito de aquella relación. Por tanto, Martina tiene decidido alejarse tanto de Pablo como de El Mar, ya que el dolor es superior a todo lo demás.

Martina quiere olvidar lo antes posible todo lo que le recuerde al cocinero que la volvía loca, y así recuperar la vida normal y monótona que tenía antes. Pero no será tan fácil como ella esperaba, puesto que trabajan juntos en el mismo restaurante por lo que será un desafío constante. Aún así, se producirá un giro en los acontecimientos que volverá a unir sus vidas y con la posibilidad de demostrarles que su relación puede ser para siempre. Pero esta vez no será como la anterior, deberán dejar a un lado esa relación alocada para empezar a tomar decisiones mucho más importantes para su futuro. Con esta nueva oportunidad, Pablo arriesgará todo por volver a tener a la mujer que ama junto a él. Dará todo de sí mismo para apoyarla de manera incondicional, hasta el punto de centrarse por los dos. En cambio, para Martina será todo lo contrario, volverá a esconderse en su cascarón y será incapaz de controlar sus emociones, por lo que no dejará que nadie la ayude. En definitiva, ambos pasarán por momentos duros pero también bonitos, en los que experimentarán sensaciones nuevas que puede que les cambie para siempre, o quizás no.


OPINIÓN PERSONAL :

Conclusión de la bilogía de "Horizonte Martina" y no he parado de suspirar y sufrir con Pablo y Martina. Ha sido un cúmulo de emociones lo que me han hecho sentir estos personajes en esta nueva historia de Elísabet Benavent. Pensaba que ya no iba a sorprenderme más desde que conocí a Silvia y Gabriel, pero lo ha vuelto a hacer. De verdad, esta autora y sus historias se han convertido en una parte importante en mi vida lectora, ya que gracias a "Martina en tierra firme" he conseguido salir de mi parón lector. Y sí, hay mucha gente que piensa que la pluma de Beta Coqueta puede llegar a ser obscena en ciertos momentos, pero no puedes esperar otra cosa de una historia del género romántico erótico. En mi opinión os recomiendo que le deis una oportunidad, porque no deja de sorprender y hacer sonreír al lector con los personajes que crea esta gran escritora.

La historia concluye con la vida de nuestra protagonista Martina, que tras los últimos acontecimientos vividos, se ha visto obligada a volver a su anterior vida monótona y normal, lejos del cocinero del restaurante El Mar. Esto se debe a que Pablo no le contó la verdad, se la ocultó y eso hizo mucho daño a nuestra protagonista. Ahora deberán convivir en las cocinas, por lo que será un desafío constante. Pero si pensaban que iba a ser fácil, se equivocaron. Un nuevo giro inesperado les volverá a unir de una manera u otra, por lo que Pablo dará todo por arriesgarse por la mujer que ama de verdad. Aunque por parte de Martina no será del todo sencillo. La trama es intensa desde las primeras líneas, por lo que te engancha a más no poder. Sus personajes evolucionan a gran escala, y el desenlace y epílogo te dejan con una gran sonrisa en la cara a pesar de haber sufrido durante toda la historia.


Pasamos a los personajes y no puedo dejar pasar a sus dos protagonistas. Primero está Martina, que bajo mi punto de vista, no he llegado a soportar en esta segunda parte. Le faltaba la fuerza y las garras que tenía antes, y ciertas decisiones que toma no llegaron a convencerme. Pero menos mal que fueron momentos puntuales, porque al final de todo, vuelve a ser ella, empieza a experimentar cosas por primera vez y finalmente consigue ser feliz, y yo me alegro que la autora le haya dado ese regalo después de tanto sufrimiento. Después tenemos a Pablo Ruiz, madre mía con el cocinero y el chico de los pelos alocados. Si me gustó en el primer libro, en este me ha dejado asombrada. Hacía tiempo que no disfrutaba tanto con un personaje masculino desde que conocí a Gabriel de "Persiguiendo a Silvia". Pero una vez más, Beta Coqueta consigue crear un personaje con una humanidad y templanza que te deja anonadada. Cada acción/decisión que tomaba lo hacía con una madurez que era sorprendente. Pero lo mejor es que ama con pasión y sin medida.

También quiero hablaros de Amaia, una de las amigas de Martina. Ella es sinónimo de risas y diversión, cada cosa que decía/hacía era digno de leer con atención. Es un personaje con muchos complejos e inseguridades pero consigue superarlos poco a poco y con el apoyo de la gente que más la quiere. Sin duda ha tenido una gran evolución, y ha crecido también como persona por los sucesos que han ido pasando en su vida. Y por último, está Javi, la pareja de Amaia. Javi y Amaia son tal para cual, aunque tengan diferentes puntos de vista se complementan bastante bien. Es un personaje amigo de sus amigos, y siente como el que más, por eso le terminas cogiendo mucho cariño como ha sido mi caso. También conlleva una gran evolución y descubres facetas de él que tenía escondidas.


La pluma de Elísabet Benavent siempre me deja con un buen sabor de boca. Sus historias y los personajes que crea desde cero son tan humanos y reales que es imposible no cogerles cariño y admiración. Pablo Ruiz me ha conquistado por completo, son de esos personajes que te hacen disfrutar aún más de su lectura. Leer una nueva historia de Beta Coqueta siempre es una gran aventura.

En conclusiónMartina en tierra firme, segunda y última parte de la bilogía "Horizonte Martina" y escrita por Elísabet Benavent. La conclusión de la historia de Martina Pablo ha sido una completa montaña rusa de emociones. Hacía tiempo que no disfrutaba tanto con unos personajes creados por la autora y me alegro tanto de volver a sentir todo aquello, que los tengo guardados en mi corazón. Ha sido una historia diferente a lo que suele escribir Beta Coqueta, con un tema nuevo para mí y que ha sabido llevar de la mejor manera posible, eso sí, con la gracia de todos sus personajes. El desenlace, como todos los de Elísabet Benavent, te deja con un buen sabor de boca y una sonrisa de oreja a oreja.






¿Que os parece la conclusión de Martina?
¿Cuál es vuestro personaje favorito?



¡Contadme en los comentarios!